Wednesday, June 29, 2022

La pro-abortista Nancy Pelosi recibe Comunión en Misa papal en la Basílica de San Pedro


Anteriormente el obispo de Pelosi, es decir, el arzobispo de San Francisco, Salvatore Cordileone, prohibió en su jurisdicción expresamente a Pelosi recibir la Sagrada Comunión mientras no rechazara publicamente su posición pro-abortista, ante lo cual Pelosi inmediatamente reaccionó reafirmándose.

Las informaciones dicen hoy que Pelosi recibió la Sagrada Comunión en la Misa papal en la Basílica de San Pedro con ocasión de la solemnidad de San Pedro y San Pablo (un flash de un renglón de agencia Associated Press fue la primera alerta recibida). Pero no solamente ello, porque el asunto fue toda una puesta en escena porque en los momentos previos a la celebración fue el deseo de Francisco de acercarse a saludarla y de lo cual Vatican Media ha distribuido, por ahora, dos fotos.

Luego de ello, y durante la celebración, recibió la Sagrada Comunión de un sacerdote, no se sabe si este sabía quién era la persona a la cual le administró la Comunión. De este hecho los medios citan a dos personas presentes que estaban cerca sin identificarlas, quienes atestiguaron que en el efecto Pelosi se acercó a recibir la Comunión, máxime acabando de oir durante la homilía que Francisco abandonó por unos momentos el texto preparado con anticipación, para emitir estas frases (traducción oficial, en el video en 41:58).

No seamos como Rosa que volvió hacia atrás. Una Iglesia sin cadenas y sin muros, en la que todos puedan sentirse acogidos y acompañados, en la que se cultive el arte de la escucha, del diálogo, de la participación, bajo la única autoridad del Espíritu Santo. Una Iglesia libre y humilde, que “se levanta rápido”, que no posterga, que no acumula retrasos ante los desafíos del ahora, que no se detiene en los recintos sagrados, sino que se deja animar por la pasión del anuncio del Evangelio y el deseo de llegar a todos y de acoger a todos. No nos olvidemos de esta palabra, todos. ¡Todos! Vayan a los cruces de los caminos y traigan a todos: ciegos, sordos, cojos, enfermos, justos, pecadores, ¡a todos, a todos! Esta palabra del Señor debe resonar en la mente y en el corazón, todos, en la Iglesia hay lugar para todos. Muchas veces nosotros nos convertimos en una Iglesia de puertas abiertas, pero para despedir y para condenar a la gente. Ayer uno de ustedes me decía: “Para la Iglesia este no es el tiempo de las despedidas, es el tiempo de la acogida”. “Pero no vinieron al banquete” — Vayan al cruce de los caminos y traigan a todos, a todos — “Pero son pecadores” — ¡Traigan a todos!

La interpretación que subyace es la que que leemos en el titular del periódico Clarín de Buenos Aires, y es que “Francisco le permitió comulgar”.

Interna en la Iglesia

Polémica en el Vaticano: el papa Francisco le permitió comulgar a Nancy Pelosi pese a su apoyo al aborto y afirmó que “hay lugar para todos”

La Arquidiócesis de San Francisco le niega el sacramento a la política estadounidense por su postura frente a la interrupción del embarazo.

29/06/2022


La disputa entre conservadores y progresistas de Iglesia Católica sumó un nuevo episodio este miércoles, luego de que el papa Francisco le permitiera comulgar a la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, a pesar de su respaldo al derecho al aborto.

Pelosi asistió a la misa matutina con motivo del feriado de San Pedro y San Pablo, durante la cual el pontífice impuso la estola a los arzobispos recién consagrados. La política demócrata se sentó en una parte reservada para los diplomáticos y recibió la comunión junto al resto de los fieles, según dos personas que presenciaron el momento.

Durante la misa, y casi como si estuviera anticipándose a la polémica que se venía, el pontífice afirmó que en la iglesia "hay lugar para todos" pero lamentó las "muchas resistencias interiores" y la pereza que le impiden "ponerse en marcha".

"No olvidemos esta palabra, todos, acudid a las calles y llevad a todos. A ciegos, sordos, cojos, enfermos, justos, pecadores, a todos, todos. Esta palabra del señor debe resonar en la mente y en el corazón, todos. En la iglesia hay lugar para todos", defendió.

"Muchas veces somos un iglesia de puertas abiertas, pero para despedir y condenar a gente", completó.

Hay que recordar que Pelosi no puede comulgar en su arquidiócesis. Salvatore Cordileone, el arzobispo de San Francisco, ha dicho que no le permitiría recibir el sacramento allí por su apoyo al derecho al aborto. El religioso, un conservador, ha señalado que Pelosi debe retractarse de su respaldo al aborto o bien dejar de hablar en público de su fe católica.

Nancy Pelosi, católica y a favor de la legalización del aborto

Pelosi no ha hecho ninguna de las dos cosas. Calificó la reciente decisión de la Corte Suprema que elimina la protección constitucional del aborto como "indignante y desgarradora'' que cumple con el "oscuro y extremista objetivo (del Partido Republicano) de despojar a las mujeres del derecho a tomar decisiones sobre su propia salud reproductiva".

Y ha hablado abiertamente de su fe, incluyendo en una recepción en la residencia del embajador de Estados Unidos ante la Santa Sede el martes en la noche con motivo del Día de la Independencia.

En un discurso ante embajadores, funcionarios del Vaticano y otros estadounidenses que viven en Roma, Pelosi habló sobre las virtudes católicas de la fe, la esperanza y la caridad, y del importante papel que juegan en la misión diplomática estadounidense.

"La fe es un regalo importante, no todo el mundo lo tiene pero es el camino para muchas otras cosas", apuntó.

Pelosi se reunió con Francisco el miércoles antes de la misa y recibió una bendición, según uno de los asistentes a la eucaristía.

Aunque el papa presidió la misa, no distribuyó la comunión, por lo que Pelosi recibió el sacramento de uno de los muchos sacerdotes encargados de la tarea. Desde su etapa como arzobispo de Buenos Aires, Francisco raramente ha dispensado la comunión para evitar convertir el momento en un acto político.

El presidente Joe Biden, otro católico que apoya el derecho al aborto, contó tras una audiencia con Francisco el año pasado que el pontífice le dijo que siguiese recibiendo el sacramento. Biden recibió más tarde comunión durante una misa en una iglesia de Roma que está bajo la autoridad del papa, que también hace las veces de obispo de Roma.

La participación de Pelosi en la comunión dentro de una misa papal en el Vaticano es aún más significativa, y una señal de la falta de voluntad de Francisco para negar el sacramento. El papa ha descrito la eucaristía "no como un premio para los perfectos sino como una poderosa medicina y alimento para los débiles''.