Friday, May 13, 2022

Parolin no condena arresto del cardenal Zen y espera que ello no complique conversaciones con China


Nosotros en lo particular creíamos que Parolin o Gallagher no se iban a referir al arresto y posterior liberación del cardenal Zen, pero fallamos, porque hoy al cardenal Parolin lo abordaron los periodistas en el marco de un evento y efectivamente habló sobre ello, ponderando que el cardenal “fue liberado y tratado bien”, pero nunca condenando su arresto. Todavía peor, lo importante son las conversaciones con China, al parecer a todo costo, porque aparte de no condenar ni reclamar por el arresto, Parolin espera que este hecho no complique las conversaciones con China. Mejor no hubiera dicho nada.

Esto es lo que reporta Vatican News, May-13-2022, o sea, un propio medio del Vaticano.

La reciente detención del cardenal Joseph Zen Ze-kiun en Hong Kong, pero también la cuestión del envío de armas a Ucrania, los intentos de la Santa Sede por la paz y la evacuación de civiles en Mariúpol, y las relaciones con el Patriarcado de Moscú. El cardenal Pietro Parolin, secretario de Estado, comenta la actualidad de la Iglesia y del mundo con los periodistas que se reúnen con él a la salida de la Pontificia Universidad Gregoriana, donde participó en un acto dedicado al futuro beato Albino Luciani, organizado por la Fundación Vaticana Juan Pablo I.

Detención y liberación del Cardenal Zen en Hong Kong

El secretario de Estado se mostró "muy apenado" por la detención el pasado miércoles en Hong Kong del arzobispo emérito Joseph Zen: "Quiero expresar mi cercanía al cardenal, que fue liberado y tratado bien". Para Parolin, el asunto no debe leerse como "una desmentida" del acuerdo entre la Santa Sede y la República Popular China sobre los nombramientos de obispos, estipulado en 2018 y prorrogado por dos años. Ciertamente, dice, "la esperanza más concreta es que iniciativas como ésta no compliquen el ya complejo y nada sencillo camino del diálogo entre la Santa Sede y la Iglesia en China".

[...]