Thursday, May 12, 2022

Declaración del gobierno chino sobre arresto del cadenal Joseph Zen


Consignamos lo que por ahora es el pronunciamiento del gobierno chino sobre el arresto y posterior liberación bajo fianza del cardenal Joseph Zen Ze-kiun. Lo ha hecho un portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, en este caso, Zhao Lijian (no siempre es el mismo portavoz) en la conferencia de prensa diaria que sostiene ese ministerio con los medios de comunicación, May-12-2022. Nuestra traducción.

Phoenix TV: La Fuerza de Policía de Hong Kong arrestó recientemente a varias personas sospechosas de poner en peligro la seguridad nacional. Joseph Zen Ze-kiun, cardenal retirado de la diócesis de Hong Kong, se encuentra entre los arrestados. El Vaticano y la Casa Blanca han expresado su preocupación. ¿Tiene la parte china algún comentario?

Zhao Lijian: Hemos notado informes relevantes. Quiero enfatizar que Hong Kong es una sociedad con imperio de la ley donde ninguna organización o individuo está por encima de la ley y todos los delitos serán procesados de acuerdo con la ley. Nos oponemos firmemente a cualquier acto que denigre del imperio de la ley en Hong Kong e interfiera en sus asuntos.


Actualización May-14-2022: La traducción oficial al español, es decir, proporcionada por el propio gobierno chino, de esa conferencia de prensa, ha sido publicada. El pasaje concerniente es como sigue:

Phoenix TV: La policía de Hong Kong arrestó hace algunos días a varias personas sospechosas de poner en peligro la seguridad nacional en colusión con fuerzas extranjeras, incluido Joseph Zen Ze-kiun, cardenal emérito de la diócesis católica de Hong Kong. La Ciudad del Vaticano y la Casa Blanca de Estados Unidos dijeron que prestan atención a este asunto. ¿Tiene la parte china algún comentario al respecto?

Zhao Lijian:
Hemos notado los informes pertinentes. Lo que quiero destacar es que Hong Kong es una sociedad regida por la ley, donde ninguna organización o individuo puede estar por encima de la ley y todos los delitos deben ser castigados por la ley. Nos oponemos resueltamente a cualquier acto que calumnie el Estado de derecho en Hong Kong e intervenga en los asuntos de Hong Kong.