Thursday, April 08, 2021

París: Misa Pascual sin cumplimiento de medidas sanitarias pone en marcha el Comité para la Seguridad del Estado...covidiano


Comité para la Seguridad del Estado es lo que tal vez Usted conozca como KGB, es de esa forma en que se comportan hoy las autoridades de cada estado sea cual sea; el estado covidiano existe de facto y en un futuro cualquiera de nosotros podríamos ser víctimas de él si no nos conformamos a las cambiantes normas de la dictadura sanitaria. Este caso ocurrió un París, Francia, el fin de semana pasado y compromete a una parroquia tradi. Habíamos escuchado del caso en su momento, pero la verdad no le dimos mayor atención porque no pensabamos que la cosa iba tomar las características que han tomado.

Primero, esta es una información de Radio France Internationale, Abr-06-2021.

La Fiscalía de París investiga una gran misa de Pascua sin medidas sanitarias

06/04/2021
Vicenta Linares


Este 6 de abril fue abierta una investigación por "poner en peligro la vida ajena" tras una misa en una iglesia de la capital francesa durante las celebraciones de Pascua, en la que ni los sacerdotes ni los fieles llevaban mascarillas ni respetaban el distanciamiento social.

La Fiscalía de París abrió este martes una investigación por el delito de "poner en peligro la vida ajena", tras la celebración de una misa de Pascua multitudinaria el sábado 3 de abril por la tarde. Confió "las investigaciones a la Dirección de Seguridad de Proximidad de la Aglomeración Parisina (DSPAP)".

La misa tuvo lugar en la iglesia de Saint-Eugène-Sainte-Cécile, según el diario francés Le Parisien, que difundió un video del oficio que habría durado cuatro horas, en el que se ve a los sacerdotes, sin mascarillas y muy cerca los unos de los otros, dando la ostia directamente en la boca de los fieles. En la iglesia, los creyentes, muchos de ellos visiblemente mayores, están apretados.

"Aluciné un poco cuando asistí a esta misa", declaró Étienne, de 31 años, a Le Parisien. Entró en la iglesia "llena a rebosar" para un bautizo. "Había muy poca gente con mascarillas, ni siquiera los sacerdotes. En ningún momento se respetó el distanciamiento social".

"Estupefacta"

La diócesis de París se declaró "estupefacta" ante lo sucedido. "Estamos estupefactos por el evidente incumplimiento de las instrucciones esenciales de distanciamiento y uso de mascarilla, y nos desvinculamos de cualquier comportamiento que no sea respetuoso con una situación sanitaria difícil", reaccionó la directora de comunicación de la diócesis, Karine Dalle.

"Obviamente, el tema se discutirá internamente con los responsables. La gran mayoría de las parroquias de París respetan, afortunadamente, las numerosas instrucciones sanitarias desde hace varios meses", añadió.

"Evidentemente, es absolutamente inadmisible", dijo por su parte Marlène Schiappa, la ministra delegada para la Ciudadanía, en la radio France Info.

La parroquia de Saint-Eugène-Sainte-Cécile "asegura que había 280 personas para un aforo de 600 personas", precisó Karine Dalle, quien recalcó que al arzobispo de París pidió a los sacerdotes que fueran irreprochables en cuanto al respeto de las instrucciones sanitarias: mascarilla obligatoria a partir de los 11 años, dos asientos vacíos entre cada persona o entidad familiar, una fila o un banco entre cada fila.

Con la AFP

La arquidiócesis de París emitió un comunicado Abr-07-2021, en el cual tristemente el Arzobispo, Mons. Michel Aupetit, no defiende a sus colaboradores sacerdotes, sino que se pone a favor de la dictadura sanitaria y “anuncia la apertura de un proceso canónico (derecho de la Iglesia) en contra del sacerdote de la parroquia Sainte-Eugène-Sainte-Cécile”.

Ya el Jueves, Abr-08-2021, es decir hoy, se produjo el siguiente desarrollo. Información de agencia AFP.

Un sacerdote y otro miembro del clero en Francia fueron detenidos para ser interrogados el jueves por una misa de Pascua durante la cual no se respetaron las reglas sanitarias en vigor por el covid, indicó la fiscalía.

Los dos hombres fueron detenidos por "poner deliberadamente en peligro la vida de otros", "no llevar mascarilla" y "reunir a más de seis personas sin respetar las restricciones", según esta fuente.

La misa tuvo lugar el sábado por la tarde en la iglesia de Saint-Eugène-Sainte-Cécile, en el centro de París. El periódico Le Parisien publicó un video de la ceremonia en el que se ve a los fieles apiñados, sin mascarillas y a sacerdotes repartiendo la comunión directamente en la boca.

La fiscalía de París abrió una investigación el martes y ese mismo día, la diócesis de París dijo que estaba "atónita por el evidente incumplimiento de las instrucciones esenciales de distanciarse y llevar una mascarilla".

El arzobispo de París anunció el miércoles la apertura de un procedimiento interno, dentro de la iglesia, contra el párroco en cuestión, que derivar en sanciones.

Más tarde, y según informa Le Salon Beige “los dos sacerdotes fueron liberados de custodia a hacia las 18 y 30 horas”.