Thursday, April 15, 2021

La inquisición de Amazon retira libro que ayuda a padres a rescatar a sus hijos del transgenerísmo, pero revierte decisión...por ahora


Si el patrón de la siguiente historia se les hace conocido es porque en el pasado ya ha ocurrido, pero este es un caso nuevo. Y como hemos dicho antes, no será el último, infortunadamente.

Este es un artículo de The Christian Post, Abr-15-2021. Traducción de Secretum Meum Mihi.

Amazon revoca la prohibición de un libro que ayuda a los padres a rescatar a sus hijos del transgenerísmo después de reacciones negativas

por Brandon Showalter, Christian Post Reporter


Sin ninguna notificación, Amazon prohibió un nuevo libro destinado a ayudar a los padres a cortar las influencias de la ideología de género y luego revirtió su decisión en su último movimiento contra voces que escudriñan el transgenerísmo .

El gigante minorista en línea impidió que el libro Desist, Detrans, & Detox: Getting Your Child Out of the Gender Cult de Maria Keffler, cofundadora de Partners for Ethical Care, de reciente creación, se vendiera en su plataforma seis días después de su publicación.

La eliminación del libro se produce inmediatamente después de un movimiento similar a principios de este año cuando Amazon borró el libro del académico Ryan Anderson, When Harry Became Sally: Responding to the Transgender Moment, que hasta hace poco se había permitido en la plataforma desde su publicación inicial en 2018. El verano pasado, Amazon también prohibió al editor de Irreversible Damage: The Transgender Craze Seducing Our Daughters, de la periodista Abigail Shrier, comprar anuncios para promocionar el libro.

Keffler le dijo a The Christian Post en una entrevista telefónica el Miércoles que no le sorprendía que Amazon bloqueara su libro, aunque esperaba que durara más de seis días.

“Esperábamos totalmente que sucediera. Sabíamos que iba a suceder. Decidimos lanzarlo en múltiples plataformas porque esperábamos que se cancelara. Por eso también lo pusimos en Smashwords, así como en Lulu, una plataforma de impresión”, dijo Keffler .

Poco después de la entrevista de The Christian Post con Keffler el Miércoles, la autora dijo que el minorista en línea le envió un correo electrónico, el cual compartió con The Christian Post, que explica que la depuración del libro fue un “error”. La versión Kindle se puso al aire y la versión de bolsillo debería reactivarse pronto. Amazon le había dicho previamente que el libro había violado sus términos de servicio, lo que ella cuestionó.

En un correo electrónico posterior a The Christian Post, Keffler dijo que era posible que “un embate de llamadas y correos electrónicos pudiera haber afectado el resultado”, ya que “mucha, mucha gente se estaba contactando con Amazon para quejarse”.

Keffler cree que las Grandes Tecnológicas y las grandes corporaciones tienen la intención de silenciar las voces críticas de la ideología transgénero porque hay mucho dinero en la “industria del género”, haciendo referencia a The 11th Hour Blog, un sitio web donde se han rastreado y documentado los flujos de ingresos que alimentan la ideología transgénero en todo el mundo.

Hace quince años, la tendencia en la literatura para adultos jóvenes eran los vampiros y los hombres lobo, explicó, y señaló que estaba contenta de ver que esa tendencia llegaba a su fin. Sin embargo, hoy en día, el género dominante es la literatura transgénero.

“Hay cientos de estos libros trans y hay mucho dinero en ello... esto es una gran fuente de ingresos para la industria médica. Creo que hay muchas ganancias desmedidas”.

La organización de Keffler, Partners for Ethical Care, ha recibido un aumento en el tráfico en las últimas semanas debido a que un número creciente de padres ha pedido ayuda porque sus hijos se han visto perjudicados por la medicalización del género, como el uso de hormonas de sexo cruzado en adolescentes con el propósito de aparecer como del sexo opuesto.

“Hablamos con nuevos padres todo el tiempo y con varios grupos de apoyo para padres en las redes sociales, y hay una afluencia cada vez mayor de ellos. Es desgarrador. Honestamente, me he sentido así por el libro durante casi un semana ahora, y cada vez que alguien lo compra me duele un poco el corazón porque sé que esta es otra familia que ha sido impactada por esto”, lamentó.

“Creo que una masa crítica está creciendo y la gente se dará cuenta de que esto no es solo una tendencia con malas familias o personas que no son buenos padres o algún subconjunto extraño. Esto se está poniendo estratégicamente en nuestras escuelas y en las redes sociales”.

Los padres que se están acercando son políticamente diversos, conservadores y liberales por igual, señaló.

“[La ideología de género] no es discriminatoria en el espectro con las personas cuyos hijos están siendo absorbidos por esto”, dijo Keffler .