Friday, April 12, 2019

“Ya sabemos a quién vamos a promover, al cardenal Bergoglio”, Martha Alegría habla sobre la influencia que tuvo el card. Rodríguez Maradiaga en la elección del card. Bergoglio como Papa


Hemos reseñado que en Honduras ha sido publicado un libro titulado “Traiciones Sagradas”, cuya autora es Martha Alegría, por largos años amiga del card. Óscar Andrés Rodríguez Maradiaga, coordinador del C-6, grupo de cardenales que ayuda a Francisco en la reforma de la Curia y arzobispo de Tegucigalpa, Honduras. Con ocasión de la aparición de dicho libro, su autora ha concedido algunas entrevistas, la más reciente de ellas la publica hoy Infovaticana. De ella subrayamos este pasaje y el resto lo pueden leer yendo al enlace.

En el libro explica, como ha dicho antes, que el cardenal Óscar Rodríguez influyó en la elección de Francisco y que incluso fue él quien convenció a Bergoglio para que aceptara su nueva misión como Obispo de Roma.

Una vez en casa él nos dijo: “Ya sabemos a quién vamos a promover, al cardenal Bergoglio”. Mi marido y yo jamás habíamos oído ese apellido. Y él nos dijo que era el cardenal de Argentina y que por él iban a votar. Al menos un grupo.

¿Y les explicó el por qué?

Porque según él, era muy apto para ser Papa. Muy apto sí, para los fines de ellos…

¿Qué fines?

Hundir a la Iglesia. Falcó [prologuista del libro] lo explica perfectamente y nadie puede decir que es una hipótesis, nadie puede decir que es un invento porque él habla de fechas, nombres, lugares…lo describe todo con detalles, con datos históricos. Eso es una realidad que no se puede rebatir.

No hemos leído el libro, pero podemos anotar que aunque los temas que trata el mismo parecen interesar al ámbito local de Honduras, no hay tal porque, lo sugiere el pasaje de la entrevista arriba citado, hay otros que nos interesa a todos en la Iglesia.

Lo otro que podemos anotar es que no se trata de un libro escrito por alguien perteneciente a esa ala integrista, fundamentalista, enemiga u opositora a las reformas de Francisco, como suelen decir los bergoglianos, sino que se trata de una persona que a raíz de lo que en primera persona le ocurrió con el card. Rodríguez Maradiaga, no solamente se dio cuenta de quién es en realidad el cardenal, sino parece haberse dado cuenta de otros asuntos que, de nuevo, nos interesa a todos.