Tuesday, September 18, 2018

Una delegación del Vaticano podría viajar a China este mes

Información de agencia AFP, Sep-18-2018.

Una delegación del Vaticano podría viajar a China de aquí a finales del mes, lo que podría resultar en un acuerdo sobre la designación de obispos en este país, según afirmó el martes el diario oficial The Global Times.

Las relaciones diplomáticas entre la Santa Sede y Pekín están suspendidas desde 1951.

Alrededor de 12 millones de chinos de religión católica están divididos entre una Iglesia "patriótica" cuya jerarquía es controlada por el régimen comunista y entre una Iglesia clandestina que reconoce únicamente la autoridad del papa.

Pero las negociaciones, en curso desde hace varios años, se encuentran bloqueadas por la delicada cuestión de la nominación de obispos, algunos de los cuales han sido designados por las autoridades chinas a pesar de que Roma no los reconoce.

Sin embargo, según afirma The Global Times, "en principio, ya no hay discrepancias" y, tras una reunión previa "vendrá ahora a China una delegación del Vaticano para una reunión a finales de septiembre".

El periódico cita una "fuente cercana a las negociaciones", la cuál también afirma que "si todo sale bien, se podría firmar un acuerdo".

De la misma manera, cita a una "fuente del Vaticano", la cual afirma que "una figura eminente de la Santa Sede vendrá probablemente a China a finales de septiembre".

Al término del acuerdo, el papa Francisco podría reconocer a los obispos que nominó Pekín sin su aval.


Entradas Relacionadas: Inminente acuerdo entre el Vaticano y China sobre nombramiento de Obispos, afirma The Wall Street Journal.

Poco probable que acuerdo Vaticano-China sea político: Embajador de Taiwán ante la Santa Sede

Información de Central News Agency, Sep-18-2018.

Poco probable que acuerdo Vaticano-China sea político: embajador

2018.09.18 20:31:04

Roma, sep. 17 (CNA)
Un posible acuerdo entre el Vaticano y China sobre el nombramiento de obispos estaría destinado más a tratar los asuntos religiosos católicos en China en lugar de cualesquier temas políticos o diplomáticos, señaló el embajador de la República de China (Taiwán) acreditado en la Santa Sede, Matthew S.M. Lee, el lunes 17.

"Taiwán continuará desplegando sus mayores esfuerzos para consolidar aún más sus relaciones diplomáticas con el Vaticano", dijo Lee, respondiendo a lo reportado por algunos medios informativos internacionales en el sentido de que un histórico acuerdo entre China y el Vaticano sobre las maneras de nombrar a obispos en China sería inminente y podría contribuir a la ruptura de los lazos diplomáticos entre el Vaticano y Taiwán.

"Algunos funcionarios de alto rango del Vaticano nos han asegurado que el acuerdo está encaminado a manejar los asuntos religiosos católicos en China y no conlleva connotaciones políticas o diplomáticas", manifesto Lee.

Corren rumores de que Beijing y la Santa Sede podrían estar a punto de firmar un polémico acuerdo sobre el referido tema, por lo que la Embajada de Taiwán está trabajando para verificar si lo reportado es correcto, dijo Lee en el curso de la entrevista exclusiva que le hizo la Agencia Central de Noticias (CNA, siglas en inglés), con sede en Taipéi.

El diplomático taiwanés dijo que el Vaticano esperaba que tal acuerdo pudiera ayudar a tratar los asuntos religiosos católicos en China y a abrir así una nueva página para los católicos en el continente chino, al tiempo que garantiza la protección de la libertad religiosa.

El diario estadounidense "Wall Street Journal" citó el 14 de septiembre a dos fuentes anónimas al informar que en el marco del acuerdo, Beijing reconocería al Papa como jefe de los católicos de China a cambio del reconocimiento de los obispos chinos excomulgados por parte del Vaticano.

"Beijing no ha refutado el mencionado informe, como lo hace normalmente cuando un reportaje es desfavorable para China, lo que podría significar que el informe es preciso", expresó Lee.

Al preguntársele por qué el Vaticano optaría por firmar tal acuerdo con Beijing poco después de que el Partido Comunista intensificó sus controles sobre la Iglesia Católica y todas las demás religiones en China, Lee dijo que el Papa se preocupa por la Iglesia Católica en el continente chino.

"Creemos que el Vaticano quiere el acuerdo para dar al pueblo chino la oportunidad de llevar una vida de fe normal, para aliviar la opresión de los católicos chinos, para facilitar la integración de las iglesias católicas chinas y las iglesias universales, y a su vez ayudar a promover la libertad religiosa en toda China", añadió Lee.

(Por Huang Ya-shi y Luis Huang)