Tuesday, November 07, 2017

Vaticano niega reportes sobre posible Misa ecuménica

Información de The Tablet, Nov-06-2017. Traducción de Secretum Meum Mihi.

EL VATICANO NIEGA INFORMES “COMPLETAMENTE FALSOS” DE LA MISA ECUMÉNICA

06 de noviembre de 2017 | por Christopher Lamb

Un reporte noticioso decía que el arzobispo Roche estaba involucrado en una comisión que miraba la posibilidad de una “Misa ecuménica’

El Vaticano ha negado rotundamente los reportes de que se ha establecido una comisión que examina la posibilidad de establecer una “Misa ecuménica” que permitiría a los católicos y los protestantes celebrar una Eucaristía compartida.

El arzobispo Arthur Roche, el número dos de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, dijo a The Tablet que los reportes de una misa conjunta eran “totalmente falsos”, mientras que Greg Burke, Director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, los describió como “sencillamente falsos”.

Un reporte en First Things citó fuentes anónimas diciendo que el Arzobispo Roche y el Arzobispo Piero Marini —antiguo Maestro de Ceremonias de Juan Pablo II— estaban ambos involucrados en la comisión mientras que el Prefecto de la congregación, el Cardenal Robert Sarah, cuyos puntos de vista sobre la liturgia a veces chocaron con los del Papa Francisco, no había sido informado. La historia de First Things fue seguida después en The Australian, que presentó las afirmaciones de una posible Misa conjunta al Vaticano, pero no recibió una respuesta.

La enseñanza de la Iglesia impide que los Católicos y otras denominaciones Cristianas compartan la comunión, aunque se acordó un servicio de oración conjunta con una liturgia ecuménica entre católicos y luteranos para conmemorar el 500° aniversario de la Reforma.

El Papa Francisco planteó la posibilidad de que los Luteranos reciban la comunión durante la Misa en noviembre de 2015 cuando Anke de Bernardinis le preguntó acerca de la prohibición, quien le dijo a Francisco que estaba casada con un Católico y que mientras ella y su esposo compartían muchas “alegrías y tristezas” esto no incluía la comunión en la iglesia.

De acuerdo con el derecho canónico de la Iglesia y el Directorio Ecuménico de 1993, existen ciertos casos de emergencia o de “necesidad grave” en los que es posible la “intercomunión”.

Los lineamientos internos de la Iglesia sobre la liturgia han vuelto a la agenda en las recientes semanas después de que el Papa emitió una nueva ley que da más poder a los obispos locales sobre las traducciones. Esto fue criticado por los tradicionalistas que prefieren un enfoque más uniforme y centrado en Roma.

Luego de la publicación de su ley, Francisco publicó una rara refutación al cardenal Sarah corrigiendo un artículo escrito por el prelado guineano de 72 años que argumentaba que su departamento aún conserva el poder de “imponer” ciertas traducciones del Misal Romano del latín a los idiomas locales.