Thursday, November 30, 2017

Fuera el N° 3 del Banco Vaticano

En el día de ayer conocimos este despacho de la agencia ANSA.

(ANSA) - CIUDAD DEL VATICANO, 29 NOV - La vicedirectora de la sala de prensa de la Santa Sede, Paloma García Ovejero, consultada por ANSA, confirmó que "Giulio Mattietti, adjunto del director general del Instituto para las Obras de Religión (IOR), cesó su servicio el lunes 27 de noviembre".

Mattietti había sido nombrado en noviembre de 2015 junto con el actual director general, Gian Franco Mammì. Según supo ANSA, Mattietti fue alejado hace dos días, escoltado fuera del Vaticano. Por el momento no se conocen los motivos.

Este es un despacho de agencia Notimex, Nov-30-2017, con un contexto en el que se produce este despido.

El vicedirector del Instituto para las Obras de Religión (IOR), conocido coloquialmente como el “banco vaticano”, Giulio Mattietti, fue despedido de improviso, aunque la Santa Sede no dio explicaciones puntuales sobre el caso.

El pasado lunes 27 de noviembre, el número dos del director general Gianfranco Mammì debió abandonar su oficina y fue acompañado hasta la puerta por algunos de sus colegas. Nombrado en 2015, según trascendió su despido tuvo el “visto bueno papal”.

La información fue confirmada por la sala de prensa de la Santa Sede, pero no se ofrecieron mayores detalles. Además se supo que un día antes fue despedido otro empleado del IOR, aunque las salidas simultáneas no estarían relacionadas entre sí.

También trascendió que el despido fulminante llegó después de una “pérdida de confianza” y que se procedió de esa manera “por el tipo de contrato” que tenía.

Apenas unos meses atrás, en junio, presentó su renuncia también de improviso el revisor general de las cuentas de la Santa Sede, Libero Milone, sobre el cual estaba investigando la Gendarmería Vaticana supuestamente por haber ordenado acciones de espionaje sobre varios altos clérigos.

Este episodio se suma a una serie de despidos y de renuncias sorpresivas que se ha abatido sobre la “banca vaticana” en los últimos años, desde los tiempos del pontificado de Benedicto XVI.

En mayo de 2012, el entonces presidente del consejo de administración del IOR, Ettore Gotti Tedeschi, fue prácticamente expulsado por los otros consejeros. A él le sucedió por un breve periodo Ernst von Freyberg, quien también renunció.

En 2013 y a poco de la elección del Papa Francisco, se precipitaron las renuncias del director y vicedirector de entonces, Paolo Cipriani y Massimo Tulli, condenados en febrero pasado por violar normas contra el lavado de dinero.