Saturday, October 08, 2016

Religiosas lesbianas que abandonaron para casarse entristecen a Francisco

Mons. Angelo Becciu, sustituto de la Secretaría de Estado, ha puesto esto en su cuenta de Twitter, respecto de la tristeza de Francisco por aquellas dos religiosas que se conocieron en misión, se enamoraron y abandonaron para poder consumar su matrimonio.




Más recientemente concedieron una entrevista a La Repubblica, en donde narraban sobre su amor. Presumimos que es a causa de esta segunda historia que Francisco se enteró y se entristeció. Lo decimos porque ya uds. saben que, según el mismo Pontífice, él sólo lee este periódico, es decir, La Repubblica.

Esta es una información en español de agencia Reuters, Oct-07-2016.

CIUDAD DEL VATICANO (Reuters) - El Papa Francisco se disgustó al saber que dos ex monjas contrajeron matrimonio en una ceremonia civil en Italia, dijo el viernes el arzobispo Angelo Becciu, vice secretario de Estado del Vaticano.

"¡Cuánta tristeza había en el rostro del Papa cuando le leí la noticia de las dos 'monjas' casadas!", dijo Becciu en Twitter.

Federica e Isabel contrajeron una unión civil en el norte de Italia el mes pasado, tras la aprobación este año de una ley que ofrece a las parejas homosexuales el reconocimiento legal, uno de los últimos países en Occidente en hacerlo. La Conferencia de Obispos italianos rechazó la ley, alegando que socavaba el estatus de las familias tradicionales.

La pareja, que no dio sus apellidos, dijo al diario La Repubblica el viernes que se había enamorado cuando eran misioneras en Guinea-Bissau, en África Occidental.

Federica, de 44 años, es originaria de Italia, e Isabel, de 40, de América del Sur. Dijeron que habrían podido hacer al igual que otras monjas y vivir juntas en un convento escondiendo su relación, pero esto habría sido "falso".

"Hay casos semejantes en los que los sacerdotes o monjas esconden sus relaciones con hombres o mujeres", dijo la pareja, agregando que no habían recibido ayuda cuando dejaron su orden religiosa.

"Nos sentimos solas, más que eso, nos sentimos abandonadas", afirmaron.

La Iglesia enseña que la homosexualidad no es un pecado pero sí los son los actos homosexuales y que las personas gays deberían intentar ser castos. Sin embargo, el Papa dijo en junio que los cristianos y la Iglesia Católica deberían buscar el perdón por la manera en que han tratado a los homosexuales.