Tuesday, May 20, 2014

Ningún ultimatum del Papa a los lefebvrianos, Mons. Nicola Bux

Información de agencia ASCA, May-19-2014. Traducción de Secretum Meum Mihi.

(ASCA) - Nápoles, 19 de mayo de 2014 – “El diálogo continúa. El Papa no pone ningún ultimátum a la Fraternidad Sacerdotal San Pío X. Estoy seguro de que cuando se sientan psicológicamente y teológicamente maduros para regresar a la plena comunión con la Iglesia, las puertas no estarán cerradas”. Así [habló] mons. Nicola Bux sobre la reaproximación con Roma de los seguidores de Mons. Lefevbre, propósito por el cual Benedicto XVI estaba muy empeñado antes de la renuncia al Solio Petrino. En Nápoles para la presentación de un libro sobre la Sagrada Liturgia, Bux se dice convencido de la posibilidad de una plena reincorporación entre los Lefevbrianos y la Iglesia de Roma. “Esto sucederá cuando la Fraternidad San Pío X esté lista, cuando se haya alcanzado la densidad —subraya— estoy seguro de que no hay ningún prejuzgamiento por parte del Papa”. Hace dos años, en 2012, fue el mismo mons. Nicola Bux quien dirigió una carta abierta a la Fraternidad Sacerdotal San Pío X invitándola a regresar a la plena comunión con Roma. Una reincorporación, aquella auspiciada ahora hoy por el teólogo de Bari, que parece hoy posible a la luz de la noticia, de hace unos pocos días, de un encuentro que habría habido entre mons. Fellay, superior de la Fraternidad San Pío X, y el Papa Francisco en Santa Marta en diciembre pasado.