Thursday, January 30, 2014

Encontrada parte del relicario con sangre de Juan Pablo II robado

Información de agencia EFE, Ene-30-2014.

Roma, 30 ene (EFE).- La policía italiana ha detenido a dos personas por el robo de la reliquia perteneciente a Juan Pablo II y que fue sustraída el pasado sábado en la pequeña iglesia de San Pietro della Ienca, en el L'Aquila, en la región italiana de Los Abruzos.

Los agentes han encontrado una parte del relicario que contenía el pequeño trozo de tela de la sotana de Juan Pablo II que quedó manchada de sangre durante el atentado que sufrió en la Plaza de San Pedro el 13 de mayo de 1981.

Aún no se ha localizado la verdadera reliquia del papa, por lo que continúan la búsqueda.

Los detenidos, de 23 y 24 años, confesaron el robo del relicario y de la cruz de la iglesia, que también ha sido hallada, según añadieron fuentes policiales, que no dieron más detalles sobre el caso.

El presidente de la asociación San Pietro della Ienca, Pasquale Corriere, responsable del santuario del que desapareció la reliquia, explicó a los medios italianos que falta aún el trozo de tela pero que confían en poder encontrarlo.

El fiscal de L'Aquila David Mancini ha ordenado un nuevo interrogatorio a los dos detenidos para que confiesen dónde se encuentra la reliquia.

Precisamente hoy llegó el llamamiento del histórico secretario de Juan Pablo II, el cardenal polaco Stanislaw Dziwisz, para que los ladrones restituyeran la reliquia antes de la canonización del pontífice prevista para el próximo 27 de abril.

En 2011, Dziwisz entregó a la comunidad de Los Abruzzos esta reliquia como "una muestra de su amor hacia la montaña".

Juan Pablo II se encontraba muy unido a la zona donde se erige el pequeño santuario donde se ha cometido el robo, al encontrarse muy cerca de la montaña de Gran Sasso, cerca de los Apeninos, donde el Papa Woytila acudía con cierta frecuencia a pasear, meditar e incluso esquiar.

En un primer momento se barajó la posibilidad de que se tratase de un robo para realizar algún rito satánico, pero posteriormente se ha pensado en la posibilidad de que se trate de un robo vinculado a un coleccionista.

Información de agencia Notimex, Ene-30-2014.

Ciudad del Vaticano.- Aunque fue hallado el pequeño cofre precioso que contenía la reliquia del Papa Juan Pablo II, no se encontró aún el trozo de tela con la sangre del beato que se encontraba dentro.

Así lo informó la policía quien reportó que continúan las investigaciones tras el robo el fin de semana pasado en una pequeña iglesia ubicada en la localidad de San Pietro della Ienca.

Los agentes del Cuerpo de Carabinieri concluyeron con la ubicación del "porta reliquia" en la sede del Servicio Toxicodependencias (Sert) ubicado en la avenida Collemaggio de la ciudad de L-Aquila, y se detuvieron a dos personas con problemas de droga y están buscando a una tercera.

Asimismo, se han concentrado en la búsqueda de la reliquia, un pedazo de la sotana blanca que usaba Karol Wojtyla cuando sufrió el atentado en mayo de 1981, la cual se sustrajo de la pequeña iglesia en la localidad de San Pietro della Ienca, ubicada en las faldas del monte Gran Sasso (provincia de L-Aquila), en la madrugada del domingo.

Ella fue donada en 2011 por el actual arzobispo de Cracovia e histórico secretario privado de Karol Wojtyla, Stanislao Dziwizs.

Cabe destacar que en un primer momento se pensó que la reliquia era una ampolleta con la sangre líquida del Papa, pero después se supo que era una tela manchada con sangre del pontífice polaco producto de las heridas que le provocó el sicario turco Mehmet Ali Agca, el 13 de mayo de 1981 en la Plaza de San Pedro del Vaticano.


Actualización Ene-30-2014 (17:54 UTC): Han encontrado a un tercer implicado en el robo.

Información de agencia EFE, Ene-30-2014

Roma, 30 ene (EFE).- La Policía italiana detuvo hoy a una tercera persona por del robo de la reliquia con la sangre del beato Juan Pablo II, quien aseguró que su intención era vender el relicario y que, al desconocer el valor de lo que contenía, decidió deshacerse del mismo.

Además, este último detenido, de 18 años, afirmó no recordar el lugar en el que se deshizo de la reliquia, un pequeño trozo de tela de la sotana de Juan Pablo II que quedó manchada de sangre durante el atentado que sufrió en la Plaza de San Pedro el 13 de mayo de 1981.

Durante la mañana de hoy los primeros detenidos, de 23 y 24 años, confesaron el robo del relicario y de una cruz de la iglesia de San Pietro della Ienca, en la región italiana de los Abbruzos, que ya han sido encontrados.

Ahora la Policía trabaja para tratar de hallar la reliquia del futuro santo Juan Pablo II que el cardenal polaco, Stanislaw Dziwisz, entregó a la comunidad de Los Abruzzos como “una muestra de su amor hacia la montaña”.

Juan Pablo II se encontraba muy unido a la zona donde se erige el pequeño santuario donde se ha cometido el robo, al encontrarse muy cerca de la montaña de Gran Sasso, cerca de los Apeninos, donde el Papa Woytila acudía con cierta frecuencia a pasear, meditar e incluso a esquiar.

El fiscal de L’Aquila, David Mancini, ordenó esta mañana un nuevo interrogatorio a los dos detenidos para que confiesen dónde se encuentra la reliquia.

Antes de la confesión de estos tres jóvenes italianos, se barajó la posibilidad de que se tratase de un robo para realizar algún rito satánico o de que tuviera que ver con un robo vinculado a algún coleccionista.


Entradas Relacionadas: Robada reliquia con sangre de Juan Pablo II. Mensaje del Arzobispo de L’Aquila ante el robo de la reliquia del Beato Juan Pablo II. Hallada reliquia con sangre del Papa Juan Pablo II que fue robada.