Saturday, October 20, 2012

Entregado el primer documento de la causa de canonización de Juan Pablo I


El pasado Miércoles, Oct-17-2012, fue entregado en manos del Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, Card. Angelo Amato, el Summarium testium, primer documento de los cuatro necesarios para completar la Positio sobre las virtudes heróicas del Siervo de Dios Juan Pablo I (Albino Luciani). La siguiente es una traducción al español de agencia Zenit, Oct-19-2012, del comunicado de prensa (PDF) que al respecto ha emitido la Pontificia Universidad Lateranense (copia facsimilar en la imágen inferior).


Este miércoles 17 de octubre fue entregado al prefecto de la Congregación de las Causas de los Santos, cardenal Angelo Amato, el Summarium testium, el primero de los cuatro documentos que contribuirán a preparar la Positio sobre las virtudes heroicas del siervo de Dios Juan Pablo I. La entrega fue hecha por el rector de la Universidad Pontificia Lateranense, monseñor Enrico dal Covolo, postulador de la causa.

El cardenal Amato explicó que la documentación entregada deberá ser "acompañada y completada por otros dossieres que todavía faltan. Entre ellos, la Informatio super virtutibus, que --explicó- es la parte más significativa de la documentación, porque se refiere a la prueba de la heroicidad de las virtudes teologales (fe, esperanza y caridad) y de las virtudes cardinales (prudencia, justicia, fortaleza y templanza) con las otras virtudes relacionadas como humildad, pobreza, obediencia, castidad... Esta parte --subrayó el purpurado- es la parte más relevante, porque ofrece la clave de lectura de todo el expediente: es la disquisitio sobre la santidad del siervo de Dios".

Respecto a un plazo previsto para la conclusión del proceso, el cardenal Amato especificó que es un proceso largo y complejo. "Es verdad --aclaró--, que es un procedimiento canónico refinado, porque la beatificación y la canonización de una persona exigen una comprobación seria de las virtudes cristianas. No se procede de oídas, sino por medio de una documentación objetiva".

Sobre cuándo se producirá la beatificación, Amato respondió: "El tiempo hasta la beatificación es un tiempo bendito. No es un tiempo vacío, sino pleno: debe llenarse del conocimiento del siervo de Dios, de la admiración de sus virtudes, de la contemplación de la vida, y sobre todo de la imitación de su santidad".

"Además --añadió- es un tiempo de súplica y de oración al siervo de Dios para obtener la intercesión con gracias y con milagros. Es un tiempo bendito, que nos ayudará a todos a pensar en nuestra santificación personal".

El cardenal Amato dio las gracias al postulador de la causa, el obispo Enrico dal Covolo por su "contagioso entusiasmo", que "llevará a buen término y lo antes posible" la que ha definido como una verdadera "empresa gigantesta". También el obispo dal Covolo dió las gracias al cardenal Amato y a la Congregación que preside por la solicitud con que mira a la causa y por el impulso pastoral difundido.

"Las causas --subrayó el rector de la Universidad Pontificia Lateranense- no son momentos burocráticos, sino ocasiones vivas de promoción de la santidad".

Y recordó la coincidencia providencial de este día de entrega (el 17 de octubre se celebró el centenario del nacimiento de Albino Luciani) con el Sínodo de los obispos.

"Estoy convencido --dijo el prelado- que Juan Pablo I pueda ser un modelo de Nueva Evangelización para la transmisión de la fe, precisamente por su extraordinaria capacidad de comunicación con los fieles. Por esto, me siento contento de que su figura haya sido presentada hoy a la asamblea sinodal".

Por último, el obispo explicó la razón de la canonización de Juan Pablo I: "Porque es un modelo de buen pastor que da la vida por su rebaño".

Obispo de Basilea, Suiza: La Iglesia debe hacerse cargo de los divorciados vueltos a casar

Información de agencia SIR, Oct-19-2012. Traducción de Secretum Meum Mihi.

“La Iglesia debe escuchar la voz de los fieles laicos y hacerse cargo de las situaciones problemáticas, como en el caso de los divorciados vueltos a casar”, dijo durante un encuentro con periodistas, al término de los trabajos matutinos del Sínodo en el Vaticano, el obispo de Basilea (Suiza ) Mons. Félix Gmür, quien tiene 46 años y es uno de los más jóvenes entre los obispos participantes en el Sínodo. El obispo citó el caso de una pareja divorciada que ha entrado en su segundo matrimonio, con rito civil, teniendo en sus espaldas, respectivamente, dos brevísimas experiencias matrimoniales de uno o dos años. “Tenemos que interrogarnos, en un caso como este, si estos 50 años de vida en común, aunque en situación irregular respecto a las normas de la Iglesia, han de considerarse como una ‘nada’ o no. Cada caso es único y la Iglesia no puede dejar de considerar también a las personas que se encuentran en estas situaciones”. “No tengo recetas de cómo la Iglesia pueda responder a la gran cantidad de situaciones irregulares que se producen a nivel matrimonial, pero sin duda —añadió— no se puede ignorar el problema”. Cuando se le preguntó si también se debe reconsiderar la opinión de la Iglesia sobre las uniones homosexuales, respondió: “No, eso es otra cosa, son realidades diferentes y no deben confundirse”.


Entradas Relacionadas: Arzobispo de Florencia responde a obispo de Basilea sobre divorciados en la Iglesia.

Santuario de Lourdes inundado


.

Entradas Relacionadas: Santuario de Lourdes reabierto tras inundaciones.