Saturday, May 15, 2010

Publicado libro de expresidente de tribunal eclesiástico de Cali, Colombia, “¿Hacia un clero gay? Antihistoria de un centenario”


La noticia es que el libro del cual habíamos anunciado su publicaión (aquí) ya está en las calles de Cali, Colombia, tal como reporta hoy el diario colombiano El Tiempo, que también publica una corta entrevista con el autor, el expresidente de tribunal eclesiástico de Cali, Colombia, P. Germán Robledo Ángel.

Libro escrito por un religioso que habla de homosexualismo y celibato circula en Cali

El texto lleva como título '¿Hacia un clero gay? Antihistoria de un centenario'.

En Cali comenzó a circular el libro del padre Germán Robledo Ángel que se mantuvo en absoluto secreto hasta que salió de la imprenta.

Al final, concluye que, por lo menos, el 30 por ciento del clero caleño tiene una tendencia gay y que lo del celibato es pura apariencia.

Entre 1980 y el 2003 presidió el Tribunal Eclesiástico Regional de Cali. Varios de los casos de homosexualismo que devela los conoció porque llegaron a sus manos.

Narra cómo algunos sacerdotes celebran el viernes penitencial con remate incluido. En el 2001 uno de ellos se fue de celebración un Viernes de Dolores, día que precede al Domingo de Ramos, y terminó en un motel, sin carro, sin plata, sin ropa y trasladado a otra parroquia para evitar el escándalo.

Está también el caso de un vicario que convivía con un sicario y amenazaba a la dueña del apartamento con el sicario si denunciaba el hecho o si les pedía el inmueble.

"El libro es una bomba", advierte el padre Robledo Ángel, quien en el 2000 declinó su nombramiento como monseñor al ver que entre los sacerdotes que también recibirían este título honorífico figuraban algunos con conductas nada santas y ya denunciadas.

Cuenta sobre los palos a la rueda que le pusieron a un monseñor para que no llegara a la vicepresidencia de radio Vaticana, después de contar con el visto bueno del Papa Juan pablo II.

En el capítulo X ,'Un secreto a las puertas de la muerte', revela que por orden de un obispo los restos de Joaquín de Cayzedo y Cuero, el prócer caleño; de monseñor Heladio Posidio Perlaza, el primer obispo de Cali, y del general Alfredo Vásquez Cobo, fueron retirados de la Catedral de San Pedro, donde reposaban, y arrojados a una fosa común. Él mismo lo pudo comprobar cuando fue el párroco de la Catedral y excavó las catacumbas. Lo que hay hoy son solo placas que indican que ahí reposan los restos pero, abajo no hay nada.

No es un libro de chismes. El sacerdote emérito hace un recorrido histórico por la figura del celibato hasta llegar a los recientes escándalos sexuales que lo han puesto en entredicho.

"La iglesia, si pretende ser la de Cristo, no puede ser convertida en Iglesia de fariseos. Iglesia del tapen-tapen, clóset de gays o cuartel de misóginos", puede leerse en la parte final del libro.

Habla el padre

Tardó dos años escribiendo sus 242 páginas. Lo editó Feriva y salieron mil ejemplares. El TIEMPO habló con el autor.

¿Por qué se decidió a escribirlo?

Seguí muy de cerca la problemática de los americanos. Hicieron análisis de sus sacerdotes y seminaristas y encontraron un clero americano hacia una tendencia gay y miren donde llegaron, a problemas de pederastia. Problemas que existen entre nosotros en grado peligroso y creciente, como en nuestro clero de Cali donde estoy denunciando que un 30 por ciento, por lo menos son de tendencia gay.

¿Habla de los casos que conoció cuando presidió el Tribunal Eclesiástico?

Sí, me motivó. Hice denuncias hace tres años cuando me di cuenta de que las limosnas que daba la gente pobre eran utilizadas para pagar servicios sexuales. Eso no lo podía tolerar. El libro trae textos de grabaciones y acusaciones de una parroquia, para los que no han creído cuando hice mis denuncias.

¿Hay nombres, las personas involucradas se pueden identificar?

Cuento el milagro pero, no digo el santo.

¿Tuvo que pedir permiso a la Arquidiócesis de Cali?

Ni más faltaba que a estas alturas de la vida tuviera que pedir permiso. Vivimos una cultura democrática que ha llegado a la Iglesia Católica, uno es responsable. Mi libro es absolutamente ortodoxo. Para esta problemática del celibato lo recomiendo, tiene unas hipótesis sobre el origen y problemática del celibato que dentro del mismo clero no se conoce. El libro aporta claridad en este tema.

¿Es una novela?

Sa llama Antihistoria de un centenario. La palabra antihistoria está en la línea del antitestimonio. Marx habló de la historia como verdad y el materialismo histórico es la verdad en ciencia, porque es la verdad. Con motivo del centenario de la Arquidiócesis de Cali estoy denunciado unos hechos por los cuales hay que pedir perdón, no celebrar un centenario de pajaritos de oro y mariposas muy hermosas. ¡No! Eso es con luces y con sombras.

¿Qué piensa que pasará con este libro?

Es una bomba. A quien le caiga el guante que se lo chante. Los problemas de la Iglesia Católica ¿Qué son? Los que está pagando ahora el Papa y sus cardenales, son omisiones de su deber de hace 30 y 20 años que utilizaban el tape-tape de ocultarlo todo y hoy salió a la publicidad. Yo estoy revelando y hablando de ciertos culpables.

¿Pueden ex comulgarlo?

No, porque estoy dentro de la ortodoxia. No estoy presentando nada que sea mentira, es la verdad. Estoy cumpliendo con mi deber de denunciar que tengo como miembro de la Iglesia Católica. Decir la verdad es de las cosas más difíciles.

¿Monseñor Juan Francisco Sarasti [Arzobispo de Cali, Colombia] sabe sobre la existencia de este libro?

Sí, no he hablado con él. No lo ha leído porque apenas sale.