Sunday, August 16, 2009

Ahora todos somos Hindúes


Traducción al español de Secretum Meum Mihi de una columna de NEWSWEEK.

Ahora todos somos Hindúes
Por Lisa Miller
NEWSWEEK
Ago 15,2009


Los Estados Unidos no es una nación cristiana. Somos, es verdad, una nación fundada por Cristanos, y de acuerdo con un sondeo de 2008, 76% de nosotros se continúa identificando como Cristiano (aún, es el porcentaje más bajo en la Historia de Estados Unidos). Por supuesto, no somos todavía una nación Hindú o Musulman, o Judía, o Wicca. Más de un millón de hindúes viven en los Estados Unidos, una fracción de los miles de millones que viven en la Tierra. Pero recientes datos de encuestas muestran que conceptualmente, al menos, estamos cada vez más lentamente, convirtiendonos más en Hindúes y menos en Cristianos tradicionales en la forma en que pensamos acerca de Dios, en nosotros mismos, y en la eternidad.

El Rig Veda, las má antigua escritura Hindú, dice esto: “La verdad es una, pero los sabios hablan de ella con muchos nombres”. Un hindú cree que hay muchos caminos hacia Dios. Jesús es un camino, el Corán es otro, la práctica de yoga es un tercero. Ninguno es mejor que otro, todos son iguales. A los más tradicionales, los Cristianos conservadores no se les ha enseñado a pensar así. Ellos aprenden en la escuela dominical que su religión es la verdadera, y las otras son falsas. Jesús dijo, “Yo soy el camino, la verdad, y la vida. Nadie va al padre sino por mí”.

Los estadounidenses ya no compran más esa idea. Según una encuesta de 2008 de Pew Forum, el 65% de nosotros creemos que “muchas religiones pueden llevar a la vida eterna” incluyendo el 37% de evangélicos blancos, el más probable grupo que cree que la salvación es sólo de ellos. También, el número de personas que buscan la verdad espiritual fuera de la iglesia está creciendo. Treinta por ciento de los estadounidenses se llaman a sí mismos “espirituales, no religiosos”, según una encuesta de 2009 de NEWSWEEK, frente al 24% en 2005. Stephen Prothero, profesor de religión en la Universidad de Boston, ha enmarcado la propensión de Estados Unidos a “la religión divina deli-cafetería” como “muy en el espíritu del Hinduismo. Usted no está escogiendo entre las diferentes religiones, porque son todas iguales”, dice. “No se trata de ortodoxia. Se trata de lo que funcione. Si ir al yoga funciona, ¡magnifico!, y si ir a la misa Católica funciona, ¡genial!. Y si funciona ir a la misa Católica mas el yoga mas el retiro Budista, eso también es magnifico.”

Luego está la cuestión de lo que sucede cuando usted muere. Tradicionalmente, los Cristianos creemos que los cuerpos y las almas son sagrados, que juntos conforman el “yo”, y que al final de los tiempos que se reuniran en la resurrección. Usted necesita ambos, en otras palabras, y siempre los necesita. Los hindúes no creen tal cosa. A la muerte, el cuerpo se quema en una pira, mientras que el espíritu —donde reside la identida— escapa. En la reencarnación, fundamental para el hinduismo, el yo regresa a la tierra una y otra vez en distintos cuerpos. Así que he aquí otra forma en la que los estadounidenses se están volviendo más hindúes: el 24% de los estadounidenses dicen que creen en la reencarnación, de acuerdo con una encuesta de 2008 Harris. Tan agnósticos somos sobre el destino final de nuestros cuerpos que los estamos cremando después de la muerte como los Hindúes. Más de un tercio de los estadounidenses ahora eligen la cremación, de acuerdo con la Asociación de Cremación de Esatdos Unidos, frente al 6% en 1975. “Creo que el papel más espiritual de la religión tiende a desenfatizar algunas de las interpretaciones más literalmente crudas de la Resurrección”, en eso está de acuerdo Diana Eck, profesora de religión comparada en Harvard. Así que digamos todos: “om”.