Saturday, June 27, 2009

Congelada nómina del “Ratzinger team”

El vaticanista Marco Tosatti dice hoy en su blog que según voces confiables Benedicto XVI ha decidido mantener en sus cargos por los próximos dos años a los colaboradores de las Congregaciones más importantes incluso se llegan al límite de edad, que es de 75 años, los cambios por venir serían más bien de orden menor, pero las cabezas de las Congregaciones mas importantes seguiran al mando.

Ordenaciones de la FSSPX/SSPX en Zaitzkofen, Regensburg, se llevaron a cabo


Información de agencia AFP, vía Eco Diario de España, Jun-27-2009. Los errores en el artículo son de origen.

El obispo tradicionalista español Alfonso de Gagaretta, de la Fraternidad San Pío X, ordenó este sábado a tres sacerdotes en Zaitzkofen, una localidad próxima a Ratisbona (sur de Alemania) de donde es originario el papa Benedicto XVI, pese a la oposición del Vaticano.

La Fraternidad San Pío X también se dispone a ordenar el lunes en la ciudad suiza de Ecône a ocho sacerdotes y diez diáconos, a pesar de que el Vaticano considera la ceremonia "ilegítima".

El obispo tradicionalista español Alfonso de Gagaretta, suspendido por el Vaticano, ordenó este sábado en Baviera a un sueco, un polaco y un suizo ante unas 1.200 personas.

El padre Stefan Frey de la Fraternidad Pío X declaró durante esta ceremonia que la congregación integrista "no se encontraba por ahora más que en una zona gris a nivel de derecho religioso".

"Lamentamos la emoción (que ha rodeado) los debates públicos sobre la Fraternidad Pío X y estas ordenaciones", agregó.

El Vaticano se opuso a esta ordenación, al igual que la Conferencia episcopal alemana, en cuya opinión constituye un atentado "grave contra el orden y el derecho de la Iglesia".

La semana pasada el Vaticano precisó que "las ordenaciones (de la Fraternidad) deben por lo tanto considerarse de nuevo ilegítimas". Roma carece de poder para prohibirlas porque la Fraternidad no está sometida a su autoridad.

La Fraternidad San Pío X, fundada en 1970 por monseñor Marcel Lefebvre, opuesto a las decisiones del concilio Vaticano II, realiza anualmente ordenaciones a finales de junio. Este año el contexto es algo diferente debido a la apertura papal de discusiones en busca de una reconciliación.

Sobre el mismo hecho, agencia EFE, vía Terra Estados Unidos, Jun-27-2009. Igualmente: errores de origen en el contenido.

Berlín, 27 jun (EFE)- La ultraconservadora Hermandad de Pío ordenó hoy a tres sacerdotes, pese al veto vaticano, en un seminario en Zaitzkofen (sur de Alemania).

El director del seminario, Stefan Frey, criticó la "exclusión verbal" a la que están siendo sometidos los miembros de la Hermandad por "varios obispos alemanes", ante unos 1.500 asistentes.

La organización ha realizado en las últimas semanas varias ordenaciones sacerdotales en Estados Unidos y Francia, consideradas ilícitas por la Santa Sede, y entre otros, han recibido las criticas del arzobispo de Friburgo (suroeste), Robert Zollitsch, quien afirmó que esas prácticas suponen una "afrenta contra unidad de la Iglesia" Desde la Hermandad de Pío, fundada por el religioso ultraconservador Marcel Lefevbre, han insistido en que esas ordenaciones se hacen "para la Iglesia católica", en un momento marcado por la crisis de la fe y la falta de prelados.

Frey argumentó hoy además que, dentro el derecho canónico, la Hermandad de Pío se encuentra "en una zona gris".

La organización ordenó hoy a tres hombres, de edades comprendidas entre los 26 y los 30 años, de nacionalidad sueca, polaca y suiza, respectivamente.

Benedicto XVI levantó en enero la excomunión a cuatro obispos consagrados por el fallecido arzobispo cismático Lefebvre en 1988.

Con ‘ligerísimo’ escándalo de obispo Uruguay abre su año sacerdotal


Por allí, en Roma, hay una Congregación Para los Obispos a la que los obispos de Austria, Francia, Suiza, Alemania, etc..., se la pasan ‘consultando’ sobre las actuaciones y el status de la FSSPX/SSPX; esperaríamos que en casos como el de a continuación hubiera alguien que también, con la misma premura, presionára a la Congregación de Obispos.

Información de El País de Montevideo, Jun-26-2009.

El Papa definirá continuidad del obispo de Minas

El Papa, Benedicto XVI, es quién debe definir la remoción del Obispo de Minas, Monseñor Francisco Barboza, tras conocerse que podría haber mantenido relaciones homosexuales, según confirmaron fuentes eclesiásticas a EL PAÍS digital. Las mismas explicaron que la Conferencia Episcopal "funciona como el Congreso de Intendentes" donde no hay injerencia de un intendente sobre la intendencia de otros.

Según informa hoy el diario El Observador, integrantes de la diócesis de Minas pidieron la renuncia del obispo Barboza, tras conocerse las denuncias.

Los hechos se conocieron a raíz de una investigación judicial que el prelado solicitó al ser víctima de una extorsión. Por estos hechos fueron procesados dos adultos con antecedentes penales.

Las fuentes eclesiásticas consultadas por EL PAÍS digital explicaron que el Pontífice es el único que tiene injerencia sobre las diócesis. El Nuncio, o embajador del Vaticano, es quién pone al tanto al Papa de los hechos.

Debido a esto, "la Conferencia, la Iglesia, no va a salir a dar algun tipo de explicación", expresaron las fuentes.

La noticia, continúa la crónica del diario capitalino, generó sorpresa y dolor entre los fieles de Minas. Fuentes eclesiásticas consultadas por el matutino aseguraron que sería la primera vez en la historia de la Iglesia uruguaya que un obispo debe renunciar por hechos vinculados a su vida privada.


Respecto al mismo tema, El País de Montevideo, Jun-27-2009.

El Obispo de Minas pide perdón y aguarda la sanción del Vaticano

Celibato. Carta de arrepentimiento por "tanto dolor" provocado a la Iglesia

La Iglesia Católica de Uruguay sufre su primer gran escándalo. Minas está conmovida. Su obispo fue fotografiado manteniendo relaciones sexuales con dos reclusos que después lo extorsionaron. Se da por hecho que Roma lo removerá.

En la misa vespertina de este sábado los presbiterios de la Diócesis de Minas leerán una carta del Obispo Francisco Barboza en la que pide disculpas a los fieles por el dolor causado, luego que se conociera que mantuvo relaciones sexuales con dos presidiarios.

Según fuentes policiales el Obispo había "contratado" a dos presos -Gerardo Enrique Bentancor y José Martín Britos-, procesados por varios delitos, para que hicieran algunas tareas en el obispado. Al principio la relación era de colaboración y ambos visitaban con cierta asiduidad al obispo en busca de ayuda económica.

El año pasado Gerardo Bentancor estuvo internado en el hospital Dr. Alfredo Vidal y Fuentes de la ciudad de Minas, donde el obispo concurrió a visitarlo en varias oportunidades.

Posteriormente, monseñor Barboza viajó a Roma donde participó de distintos cursos y seminarios por un período de 43 días y al regresar al Uruguay continuó la relación con los procesados.

En diciembre el obispo invitó a los presos a una cena que culminó con relaciones sexuales y quedó registrada con un teléfono celular. A los pocos días comenzaron las extorsiones hasta que hace un mes aproximadamente, Barboza decidió realizar la denuncia policial.

Los hechos tomaron estado público ayer a través de una nota del diario El Observador.

Durante semanas Barboza estuvo fuera de la sede del obispado; algunas fuentes manejan que estuvo radicado en la parroquia de Lascano en el departamento de Rocha, a pocos kilómetros del límite con Lavalleja y otras que estuvo en el Norte del país, visitando familiares.

Finalmente, ayer pasó por Minas, donde no realizó declaraciones por orden de la Nunciatura Apostólica, representación del Vaticano en Uruguay pero anunció la carta en que reconoce lateralmente el episodio y perdón por sus actos.

En la carta el prelado expresará que nunca pensó que iba a ser motivo de dolor para el pueblo minuano y por eso pide "perdón a todos" y anuncia que acatará lo que la Iglesia disponga "con total obediencia".

El tenor de la carta más allá del perdón no busca excusar los hechos sino que es un mensaje para que los fieles no juzguen a la Iglesia por lo que a él le ha pasado.

El tema fue informado al Vaticano por el propio Barboza y es materia de decisión del Papa Benedicto XVI y sólo es manejado aquí por su embajador, el nuncio apostólico Anselmo Pecorari.

Procesados. Gerardo Enrique Bentancor fue procesado por extorsión mientras José Martín Britos, fue procesado por extorsión en grado de tentativa. El Juzgado, a cargo de Daniel Erzeguer Testa, continua con otras indagaciones a fin de establecer el paradero de algunos objetos robados en la curia y la implicación de otros posibles involucrados.

Con la ayuda de Barboza la policía montó un operativo que le permitió capturar a uno de ellos, ya que el otro delincuente que también participaba de la maniobra de extorsión, ya estaba procesado por otras causas.

Barboza se encuentra en Salto, junto a su colega Pablo Galimberti, aguardando la resolución papal sobre su futuro en la Iglesia.

Progresista. Barboza nació el 26 de marzo de 1944 en la localidad rural de Tambores, en Tacuarembó. El último cargo que ejerció como sacerdote fue en la parroquia del Sagrado Corazón de Jesús, en Paysandú.

Desde que fue consagrado, el 8 de mayo de 2004, monseñor Francisco Barboza se mostró como un obispo diferente a los que lo habían precedido al frente de la Diócesis de Minas. Uno de sus primeros gestos hacia la comunidad fue la lectura de un mensaje en el acto del 1° de mayo organizado por el Plenario Intersindical de Lavalleja.

Desde ese momento se ganó el apelativo de "obispo progresista" o cercano a la izquierda y a las tendencias renovadoras de la Iglesia Católica.

Un segundo gesto reafirmó ese posicionamiento. Pocos meses después de su asunción en el cargo, prohibió las misas privadas y las catequesis al grupo conservador "El camino", conocidos como "neocatecumenado", lo que le valió el rechazo de gran parte de esa comunidad. Raúl Larrosa integrante del grupo, dijo que evitó juzgarlo ya que "es un tema muy complicado".

"No estoy autorizado para hablar; no me parece hacer leña del árbol caído. Tenemos una sensación de dolor y congoja. Por eso nos hemos llamado a sigilo", dijo.

María Giménez, una integrante del Movimiento de Cursillos de Cristiandad, un grupo tradicional de la diócesis, señaló que el episodio es "lamentable" -más allá que se supone que los sacerdotes deben mantener el celibato-, como "pudo exponer su vida pública, no se cuidó él y tampoco cuidó a la comunidad. Esto es desbastador, para la Iglesia".

Minas. La diócesis de Minas es muy codiciada dentro de la Iglesia Católica por la relativa abundancia de vocaciones sacerdotales de su égida y por las posibilidades de desarrollo económico de la sede episcopal por las peregrinaciones a la Virgen del Verdún que reúne a más de 300 mil personas al año. De hecho, tras el fallecimiento del Obispo anterior, Víctor Gil Lechoza, se manejó la posibilidad de que se la anexara, lo que fue desestimado por el presbisterio.

Sin embargo, Minas no era un destino tentador para Barboza. Antes de ser nombrado obispo, se sabía destinado a ocupar cargos de jerarquía por lo que buscó que Roma lo destinara a algún lugar en el Norte del país. Entre otras cosas, propuso la división de la diócesis de Salto-Paysandú para crear una nueva diócesis, cosa que no consiguió, de acuerdo a lo informado por varias fuentes eclesiásticas. Al final, aceptó ser obispo de Minas, un lugar con tradición conservadora en materia religiosa y social, muy distinta al litoral del país que pretendía. En declaraciones a la revista Umbrales de los Padres Dehonianos, en su edición de 2004, Barboza asumió la posibilidad de que la Iglesia en el futuro ordene sacerdotes casados. "Admito la posibilidad de que un día la Iglesia pueda llegar a ordenar hombres casados, lo que no creo de ninguna manera que se vaya a dar es que un día se les diga a los curas: cásense o pueden casarse. No es una simple ley que se cambia, es una vocación y una propuesta de seguimiento de Jesús que vivió célibe", reflexionó.

[...]



Entrada relacionada: Benedicto acepta renuncia de obispo uruguayo implicado en escándalo.

P. Lombardi: no hay división en la Curia




En un pequeño artículo aparecido hoy en Avvenire (copia facsimilar en la imágen superior. Copia en PDF aquí), el Director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede ha calificado como “informaciones sin fundamento” que dan de la Iglesia “una imágen gravemente deformada”, refiriéndose a un artículo publicado en el día de ayer por la revista Panorama, el cual describe algunas situaciones divisivas al interior de la Curia Romana.

Esto, anota Lombardi, “es un tipo de periodismo del los cual ya ha habído otros ejemplos en los últimos meses”. “Incluso si cada realidad humana, incluida la Curia romana, no está exenta de fallas, esta es una imágen gravemente deformada, no respetuosa de la dignidad de las personas y de las motivaciones religiosas de su compromiso. No es aceptable en modo alguno sugerir o explícitamente afirmar la existencia de contraposiciones personales inexistentes. De esta manera, en lugar de hacer información sobre la Iglesia al servicio del público, se usan los medios de comunicación para dañar el buen nombre de la Iglesia y muchas de sus personalidades, poniendo al final al Santo Padre en penumbra y a las organizaciones que colaboran con él. Todo esto sin algún fundamento real”, agrega Lombardi.